Se produjo un error en este gadget.

jueves, abril 06, 2006

¡Mexicanos imbéciles!

Alberto Chimal, uno de los jovenes escritores mexicanos mas reconocidos, que además coordina el Taller Literario al que voy todos los Sabados, publica ciclicamente en su sitio "Las Historias", uno de los sitios literarios que mas acostumbro leer y que les recomiendo, su concurso mensual: ¿Cual es la historia?
La dinamica es la siguiente Alberto propone una imagen como esta que es la de Marzo:





Chimal nos invita a crear una imagen en base a ella, este mes participaron 19 personas, la imaginacion y propuestas de las distintas versiones aportadas son bastante enriquecedoras, despiertan la creatividad y nos hacen soñar. El ganador de este mes fue "el Tiranicida" con su cuento Obvio, a quien extiendo mi mas sincera felicitación. Si les interesa ver las distintas historias que se crearon en base a esta ilustración las pueden ver aqui.

Y aqui les dejo mi cuento que mas bien parece chiste pero espero lo disfruten y por supuesto tambien los invito a dejar aqui en los comentarios, sus propias versiones de la historia ¿que esta ocurriendo en la imagen?, les aseguro que se divertirán un rato.

¡Mexicanos imbeciles! por m A m E


-¡Wilson! ¿Que significa esto? ¿Por que todos los dias usted y sus hombres acaban llenos de tierra? Estamos en un puesto fronterizo por Cristo, no en una trinchera.
-Son esos malditos mexicanos mi Capitan, todos los dias pasa por aqui al menos uno con su camioneta llena de tierra -dijo el sargento y continuó -Siempre dicen que no traen nada ilegal, nosotros no les creemos nada y por supuesto nos ponemos a revisar que no esten llevando contrabando escondido entre la tierra y es tanta nuestra dedicacion por hallar cualquier cosa que pueda ser sospechosa, que no podemos evitar acabar todos ensuciados mi Capitan.
-¿Y a que hora pasan normalmente esos mexicanos locos?¿ Dices que es todos los dias?
-Si pasan todos los dias, hay un par que siempre pasa a eso de la una de la mañana mi capitan. A veces es mas de un carro, me comunique con el puesto numero 14 y me comenta que tambien ya han tenido varios casos en la semana.

-OK entonces yo los acompañare en su revision nocturna para ver que es lo esta ocurriendo

El dia transcurrió y pasada la media noche se vieron en la lejania de la carretera los faros de una Ford guayin con placas de California, venia tripulada por dos mexicanos de menos de 30 años, los guardias fronterizos los hicieron bajar del vehiculo para llevar a cabo la revision de rutina, en seguida notaron 4 grandes bultos de color azul, pidieron a los mexicanos mostrar lo que contenian. Despues de tantos dias ya no le sorprendió a los oficiales encontrar que estaban llenos de tierra, el Sargento Wilson fue a buscar inmediatamente al Capitan, este salió en seguida de su oficina y se acerco al vehiculo, entonces pidio que alumbraran con reflectores al vehiculo, pidió a uno de los mexicanos que abriera los sacos, la tierra se desparramó liberada. El Capitan se aproximó y tomó una muestra con uno de sus dedos, la olfateó como buscando algun agente extraño, pero no encontro nada, pidió entonces que trajeran perros para detectar algun tipo de estupefaciente. La orden fue obedecida pero no rindió ningun resultado los canes hubieran respondido mejor con un kilo de azucar que con ese monton de tierra. Desesperado por el misterio se arremangó la camisa y metió sus manos en el bulto, pero no encontro nada mas que tierra y mas tierra, los dos mexicanos sonrieron ante el espectaculo asi como alguno de los guardias fronterizos que fingia haciendo una mueca al ver a su superior ensuciandose apurado. Finalmente el Capitan se canso se buscar y pidio un trapo para limpiarse, se acerco a los dos traficantes de tierra y serio les dijo:

-Vamos a hacer un trato ustedes me van a decir de que se trata todo esto de pasar la frontera cargango tierra y yo no les voy a recoger sus visas, prometo que sea lo que sea que esten haciendo lo voy a respetar y me voy a hacer de la vista gorda, ¿les parece?

El mas alto de los mexicanos vestido con una chamarra azul de mangas rojas dijo con una voz muy tenue -Estamos llevando camionetas y carros usados, para venderlos en Mexico la tierra nada mas es para hacer la finta
-¿Eso es todo?- pregunto el Capitan un poco incredulo
-Si eso es todo señor -dijo el otro mexicano de cabeza rapada
-Bien entonces pueden irse, los vamos a estar vigilando y si quieren seguir trayendo tierra para hacer la finta, siganla trayendo siempre la vamos a revisar

La guayin Ford se perdió en la carretera y el Capitan volteando a ver al Sargento le dijo: -Los mexicanos son tan estupidos, podrian llevar el carro sin tierra al otro lado sin ningun problema, pero como no saben de leyes aduanales hacen cada estupides, definitivamente merecerian ser conquistados.

Mientras en la lejania dentro de la guayin Ford, Ramon conversaba con Mario
-Ujuuuuu Pinches gringos JAJAJA, se la tragaron toda
-Si pinche Ramon y cuando se den cuenta sera demasiado tarde, dicen que todos los dias pasan mas de mil vehiculos como el nuestro cargando tierra por distintos puntos de la frontera y que cada vez son mas. Asi poco a poco en unos 50 años recuperaremos el territorio que esos ¡Hijos de la chingada nos robaron!

3 comentarios:

diana jacques dijo...

Oye!! esta bien chido, me gusto mucho en serio mas como estos!!!
Saludos

petit-mortem dijo...

JA JA JA!

donde se ha metido mi querido MAME?

Saludos

Diana

Fernando dijo...

Hola! Y que me quedo en la UNAM. Pues ya está ese asunto semi solucionado, por que quieren algo de un "prerrequisito" (creo que de idiomas).

NO me lo pasaste, eh. Va, esta bien (jejej).Nos vemos el sabado.